Seiteninhalt

Gimmeldingen

Murallas antiguas de casas de colores, pequeñas calles, entradas a fincas cubiertas con enredaderas, son la imagen de la aldea de Gimmeldingen, también conocido como el pueblo del bienestar.

El Santuario de Mitra testifica que los romanos apreciaban estas colinas de vides. El punto de partida ideal perfectamente señalado son los caminos de piedra que llevan al parque natural del Palatinado "Pfälzerwald", al "Benjental", Looganlage, al Silbertal (Valle de plata) o Deidesheim. Aunque otro senderos llevan al Weinbiet. Un centro de Nordic Walking se encuentra en "Gimmeldinger Tal ". Caminando por el "Fürstenweg" tienes la oportunidad de conocer mejor el territorio y las vides. La aldea es conocida por los famosos viñedos: "Gimmeldinger Meerspinne" y por la floración temprana de los almendros que adornan en febrero y marzo la Ruta del Vino de con una nube rosa y durante más de 60 años, da vida al Festival de almendros en flor, coronando a la reina de las almendras en flor. Desde "König-Ludwig-Pavillon" (Salón del rey Luis de Baviera) hay un excelente panorama de los viñedos que llega hasta el Valle del Rin. Mientras que una piedra pizarra lleva escrito en Gimmeldingen“: el jardín de Alemania – Palatinado floreció!“ Ludovico I – 1856.

Fiestas
En Pentecostés los habitantes de Gimmeldingen celebran el "Weinzehnt Loblocher"; en la penúltima semana de Agosto el Festival de vino y finalmente en el tercer fin de semana de Octubre: el Otoño. Durante estas fiestas se presentan las nuevas cosechas de los vinos famosos del pueblo.